El Intendente Enrique Martínez sufre hoy del Síndrome del «Pato Rengo». Incurable.

Enrique Martinez Intendente Rosario de Lerma. Un pato rengo​ o pato cojo​ (del inglés, lame duck) es la denominación que se le da a alguien en un cargo electivo a quien se aproxima la fecha en que debe dejarlo, especialmente alguien para quien ya se ha elegido su sucesor. En sentido literal, la expresión hace referencia a un «pato» que no es capaz de seguir el ritmo de la bandada, y que por lo tanto se convierte en blanco de depredadores.

Enrique Martínez, actual intendente de Rosario de Lerma, se encuentra enfrentando un desafío sin precedentes mientras se acerca el momento de entregar el municipio a su sucesor, Sergio «El Topo» Ramos, quien ha sido elegido como el próximo intendente. Martínez se encuentra en la difícil situación de gobernar sin capacidad de maniobra ni poder de negociación, sumergido en una economía en declive, el agotamiento de su gestión, la falta de obras e ideas, y un vacío de poder que parece no tener fin.

La comunicación entre los diferentes actores políticos ha desaparecido por completo, dejando a Martínez sin incentivos para llevar a cabo cambios significativos. La incógnita radica en cómo podrá sostener las escasas o nulas políticas en curso y mantener a los responsables de su implementación en sus cargos.

Editorial Willy Wilches en #903Radio. Radio Rosario 88.5 Mhz.

«Enrique Martínez, actual intendente de Rosario de Lerma, Siempre fué un pato criollo. Ahora es un Pato Rengo»

En su soledad, Enrique Martínez ostenta un poder real pero efímero y muy debilitado. Se encuentra sin ideas y sin perspectivas de futuro. Sus circunstancias actuales hacen recordar la novela de Gabriel García Márquez, «El general en su laberinto«, en la cual el protagonista se encuentra perdido en su propio mundo, enfrentando una situación desesperada. Martínez, de manera similar, parece haberse enredado en su propio laberinto, arrastrando consigo a Rosario de Lerma en este camino incierto.

El tiempo corre en su contra, y la entrega del municipio el próximo 10 de diciembre se acerca inexorablemente. Mientras tanto, la incertidumbre y la falta de dirección política marcan los días en Rosario de Lerma, dejando en evidencia la fragilidad y vulnerabilidad del actual gobernante y su administración. Solo el tiempo dirá cómo se desenvolverá esta delicada transición y qué futuro aguarda a nuestra hermosa y devastada ciudad.

Enrique Martinez Intendente Rosario de Lerma. Ay Mi tierra, tierra tierra … El rey está desnudo así titulaba un articulo el Prof Mario Capalbi en #903Radio el 31 de diciembre del año 2021. «En el fondo ese súper héroe es víctima de los charlatanes que le vendieron un traje que no puede usar porque simplemente no existe. Uno no puede ser lo que no es, los milagros en política no existen por eso tenemos un presidente que no es y un intendente que no será.» dijo entonces en su columna adelantándose a los que pasó el 14 de mayo pasado.

Enrique Martínez, actual intendente de Rosario de Lerma, se encuentra enfrentando un desafío sin precedentes mientras se acerca el momento de entregar el municipio a su sucesor, Sergio «El Topo» Ramos,